Monday, August 12, 2013

Sobre los viajes al pasado.

Hawking, uno de los físicos más grandes disfrutando un breve momento de ingravidez.









 A lo largo de la historia, miles de pensadores, científicos, filósofos, artistas, escritores, atolondrados y todo tipo de gente, se han planteado la pregunta de si se puede viajar en el tiempo. Einstein de alguna manera demostró, para nuestra época, que el tiempo es relativo. Más recientemente, pensadores de la talla de Stephen Hawking han tratado de profundizar en estos estudios y han llegado a la conclusión de que el viaje al pasado no es probable por paradojas como la del científico loco que se dispararía a si mismo desde el otro lado del tiempo una vez que atravesara el Agujero de Gusano (ultramicroscópica irregularidad temporal que conecta dimensiones y tiempos diferentes) o porque si se pudiera agrandar uno de estos agujeros, la retroalimentación radioactiva lo destruiría y destruiría el mundo circundante o cosas así.
  
 Desde mi humilde opinión de médico, por ende, estudioso de la biología humana y la vida, de una manera u otra y desde mi más humilde posición de aficionado de la física y la filosofía y sin querer compararme con nadie, mucho menos con estos súper genios, quiero decir que al pasado no se puede viajar y punto, lo siento por los relativistas y los matemáticos si se insultan pero no creo que ni lleguen a preocuparse por lo que digo si es que lo leen pero al pasado no se puede viajar y es absoluto.
  
 No se puede ir al pasado por una razón muy simple, no es por la retroalimentación radioactiva de los Agujeros de Gusano, también llamados Puentes de Rosen-Einstein, ni ninguna otra cosa parecida, la razón es más simple y es que el pasado no existe.
  
 El tiempo en los seres vivos no existe independiente del ser, no es algo que nos hace envejecer y morir. Envejecemos y morimos porque es la naturaleza del organismo y lo que define al tiempo. Este tiempo biológico no existe fuera del ente vivo, es un tiempo sometido por las leyes biológicas del ser y existe porque existe vida. Si no existiera vida no existiría tiempo ni nada fuera importante, porque no habría cerebro para darse cuenta ni vida que marcara un tiempo.

 Si quisiéramos o hipotéticamente pudiéramos viajar al pasado a encontrarnos con Einstein mismo, oír cantar a Gardel o conocer a Sara Montiel en los años cincuenta o como quería Hawking, conocer a Marilyn Monroe, ¿Qué encontraríamos? ¿Estaría Sara cantando un cuplé en su más sensual estilo o Einstein ensimismado en descubrir la fisión del átomo? No, no es posible, ya desaparecieron esos cuerpos y no habitan otro mundo, incluso, si creyéramos en la reencarnación, no reencarnarían en el mismo periodo sino en el presente. No estamos eternamente repitiendo la misma historia una y otra vez para que podamos satisfacer nuestra fantasía de viajar al pasado, no es una obra de teatro. Sencillamente el pasado que conocemos, conocimos, no existe materialmente y ni abriendo todos los puentes de Rosen-Einstein del mundo lo volveremos a vivir. No existe.
  
 Quizás pudiéramos ver el pasado como quien ve una película, porque irradiamos luz y la luz viaja y si esta se mantiene organizada y tuviésemos los sensores adecuados, esta podría ser una posibilidad, pero no podemos volver a vivir algo que no existe más. 
Esa es mi opinión.

No comments:

Como esas cosas que prefiero no ver

Eres como esas cosas que prefiero no ver porque en mi memoria son más bellas Porque eres sincera pero también como invierno en primav...