Wednesday, May 1, 2013

Bush y el socialismo americano.

Los payasos del circo Casa Blanca
 
 George W Bush no fue un buen líder. Aún cuando no me caben dudas que es preferible a Obama o Carter, él no fue un buen líder. Generó ansiedad en sus subalternos y en el pueblo con decisiones demasiado rápidas o muy demoradas, manejó las crisis de manera impulsiva y cada paso tenía que estar respaldado por una clara ganancia económica o que al menos satisficiera el ego familiar y no lo digo solamente por Irak, sino también y principalmente, porque fue él quien comenzó la fase más importante en el desmantelamiento del capitalismo en este país que una vez fue el mejor del mundo por respetar la pequeña y la libre empresa. Fue George W Bush quien evidenció la verdadera intención de los políticos, que siempre es la misma, la de obtener todo el poder y todo el dinero, con su manejo de la crisis económica y la depresión de las cuales Clinton y él son los principales responsables, Obama tan sólo la está haciendo durar más y empeorándolo todo.

  
 Bush siguió profundizando la herida abierta por Clinton (Clinton sólo se benefició de un período de bonanza generado por las políticas de Reagan, no se crean que la macroeconomía se mueve en 4 años ni que Clinton es un genio, ese es otro socialista que dilapidó el país y enlenteció el engranaje) Bush, con los apoyos gubernamentales pagó para que sobrevivieran las empresas que quiso, y las que no quiso dejó que se hundieran. Comenzó las nacionalizaciones de unos sí y otros no, la salvación de industrias absurdas por ineficientes, el agigantamiento del Medicare y Medicaid, la guerra contra la pequeña empresa, sobre todo en el mundo de la salud, tarea que Obama continúa de forma corregida y aumentada.

  
 Desde el padre de Bush en adelante y Carter anteriormente, todos los presidentes han sido unos payasos de feria que han dilapidado el erario público y han aumentado los impuestos exponencialmente devaluando la moneda sin remordimientos, infantilmente cuidando sus imágenes políticas y doblegándose a sus bolsillos y los de sus patrocinadores. 

 Tristemente los políticos se han convertido en representantes del dinero y las bajezas de sus partidos. Lo único que ha salvado a los Estados Unidos en estos tiempos ha sido la suerte de haber tenido a Ronald Reagan, uno de los mejores presidentes de este gran país. Ya vamos necesitando otro Washington.


1 comment:

Anonymous said...

es verdad, el bush es mucho blablabla y nada, mas vale una accion que mil palabras

Como esas cosas que prefiero no ver

Eres como esas cosas que prefiero no ver porque en mi memoria son más bellas Porque eres sincera pero también como invierno en primav...